Consejera Titular

“Y con toda sabiduría aconsejamos y enseñamos a todos para que lleguen a ser perfectos como Cristo”

(Colosenses 1:28 TLA).

“Todo lo que está escrito en la Biblia es el mensaje de Dios, y es útil para enseñar a la gente, para ayudarla y corregirla, y para mostrarle cómo debe vivir. De ese modo, los servidores de Dios estarán completamente  entrenados y preparados para hacer el bien”  (2ª Timoteo 3:16-17 TLA).

Es importante observar el fenómeno de que el hombre, cual fuere su condición: social, económica, religiosa, política o cultural etc. se considera incompleto, necesitado o vacío. Y desde siempre se aboca a una tarea, en el afán consciente o inconsciente a resolver su necesidad. En medio de una sociedad desorientada, sin esperanza, y sumida en la violencia generalizada en muchas partes del mundo, el hombre clama por dirección, la cual, en situaciones críticas busca respuestas por doquier; y sobre todo, donde no las hay. Lo hace en horóscopos, lectura de manos, y en una gama de alternativas.  Por otra parte hay quienes se refugian en vicios o adicciones.

En medio de esto, la consejería cristiana tiene como propósito ayudar a las personas a enfrentar las tensiones de la vida, llevándolas a estabilizarse y madurar, a tener un punto de vista realista, y a manejar valores y principios bíblicos sobre lo que se debe hacer y lo que no, (2ª Timoteo 3:16-17).

¿Qué beneficios tienes al entrar a un proceso de consejería bíblica?

 
kupono-kuwamura-LzgK6IMoSZM-unsplash.jpg

Agenda tu cita 

Gracias por agendar

Sesión de psicólogo